martes, 23 de noviembre de 2010

Realidades sobre el Tabaco - Nicotina.

martes, 23 de noviembre de 2010
11:51 a.m.


En un trabajo que suena algo a blasfemia científica, los investigadores médicos han empezado a prestar mayor atención a algunos efectos beneficiosos de la nicotina. Tras años de veladas discusiones entre los científicos, algunos indicios de que los cigarrillos pueden servir de protección contra algunas enfermedades -o suavizar las consecuencias de otras- han hecho que aumente el interés en descubrir los motivos. Y a centrar la atención en la nicotina, el elemento más activo del tabaco, como un posible tratamiento para algunos problemas graves de salud, entre ellos el Parkinson y el Alzheimer.

Los estudiosos se quejan de que los esfuerzos en contra del tabaquismo han frenado la, investigación de los posibles beneficios de la nicotina y de sus compuestos para el tratamiento de enfermedades como los desórdenes de pérdida de atención, otra dolencia intestinal inflamatoria, "colítis " y una enfermedad neurológica llamada síndrome de Tourette.

John A. Baron, profesor en la Facultad de Medicina de Dartmouth,-que la estudiado durante más de una década la relación epidemiológica entre fumar y el Parkinson, comenta que "la relación entre el fumar y los posibles beneficios resulta incómoda para mucha gente.
Es difícil aceptar emocionalmente que una exposición tan perjudicial en tantos sentidos pueda tener algún beneficio.

"Detesto fumar", recalca, "pero también veo evidencias de que la investigación de la nicotina podría resultar útil y de que debería llevarse a cabo".

Según Zach W. Hall, director del Instituto Nacional de Desórdenes Neurológicos y Apoplejía de EE UU, el gobierno de EE UU ha invertido varios millones de dólares anuales en investigación relacionada con la nicotina.

 El trabajo se centra principalmente en analizar cómo actúa esta sustancia, química en el cerebro y por qué hay receptores en el sistema nervioso central que se ven tan afectados por ella.

Otro avance impulsado por la investigación de la nicotina es un conocimiento más profundo de cómo actúan las sustancias químicas en el organismo, especialmente en el cerebro.

 En todo el cuerpo, hay unas unidades proteínicas llamadas receptores colinérgicos nicotínicos situados en la superficie de muchas clases de células.

La nicotina se adhiere a los receptores y estimula la actividad celular.

En particular, estimula la liberación de muchas clases de neurotransmisores, mensajeros químicos que transportan señales de una célula a otra, como la dopamina, la acetilcolina y el glutamato.

Esta acción de la nicotina amplifica las señales de los transmisores, hecho que contribuye a explicar el amplio espectro de "efectos cognitivos" y de comportamiento que han sido atribuidos a la nicotina.
  
Durante más de 20 años, se han acumulado diferentes pruebas de que los fumadores de cigarrillos corren menos riesgos de acabar desarrollando la enfermedad de Parkinson.


El mal de Parkinson, una condición degenerativa del cerebro que produce temblores y pérdida de control del cuerpo, se caracteriza por la muerte de las células cerebrales que elaboran la dopamina neurotransmisora y puede ser tratado con drogas que reemplazan el químico.
Estudios realizados por la UNAM beneficios de la nicotina para tratar la depresión.